miércoles, 20 de noviembre de 2013

PASTORELA CORTA POR CUADROS



VAMOS A BELÉN

Original de Flora Esperón Lepine



PRIMER CUADRO

ANGEL Y PASTORAS: ZAZANA Y ZULAIMA

(Aparece el Ángel dando brinquitos y frotándose las manos por el frío)

ANGEL
¡Ah, pero qué frío! Si he sabido, me traigo el mink. ¡Qué bien me caería un chocolatito con churros! Mmm, qué mundano me estoy volviendo.
(Ve a su alrededor)
¡Caramba! Aquí debería estar invadido de pastores; no hay ni cabras, ni chivas, ni un borrego. (Se rasca la cabeza) ¿Me habré equivocado de parada? ¡Eso sí, el frío es matacabras!

(Salen doss pastora: Zazana y Zulaima)

ANGEL
¡Ah, por fin, un ser viviente!
(Prepara su voz como para un discurso)
¡Pastores…! Es decir, ¡Pastoras!

ZAZANA
No grites que no somos sordas.

ANGEL
¡Perdón! (con voz bajita) Pastoras de Belén, les vengo a decir que…

ZULAIMA
Ahora no te escucho nadita. ¡No exageres!

ANGEL
(Con voz normal) Pastoras, les vengo a anunciar que…

ZAZANA
Sí, ya sé, ¡que el queso de mi cabra Samuela tenía hongos! ¡Siempre es lo mismo!

ANGEL
¿Eh? Yo no vine a hablar de quesos, ni de cabras; vine a decirles, mas bien a anunciarles que…


ZULAIMA
Que le puse agua a la leche, pero comprende, los tiempos están muy duros…

ANGEL
Tampoco me ocupo de la leche. Yo he venido a ofrecerles…

ZAZANA
¡No compramos nada! Yo estoy ahorrando para unas alpargatas.

ZULAIMA
Y yo estoy ahorrando para un burrito que me ayude a cargar todos mis bultos.

ANGEL
Yo no vendo nada. He venido para anunciar…

ZAZANA
Eres mercadotécnico?

ANGEL
No sé nada de eso; yo estoy aquí para….

ZULAIMA
Oye, ¿por qué tienes alas y careces de pico? ¿Eres alguna ave rara? ¿Tu qué opinaz, Zazana?

ZAZANA
Pues tienes razón, parece un zopilote descolorido.

ANGEL
Es lo que estoy tratando de decirles (con humildad) Soy… er… soy… Soy un ángel

ZULAIMA
¡No! ¿Un ángel en vivo y a todo color? ¿Un ángel de carne y hueso?

ANGEL
Bueno, no precisamente. No todo lo que se ve es hueso… ni tan carne.  Soy etéreo.


ZAZANA
¿Qué es eso? ¡Ah!, ¿a poco saliste de un platillo volador?

ANGEL
Vengo del cielo.

ZULAIMA
¡Sí, Chucha! A otro perro con ese hueso.
¿Cómo vas a venir del cielo con esta oscuridad? Chocarías con las estrellas.

ANGEL
Allá arriba no hay oscuridad; todo es luminoso.

ZAZANA
Está bien, eres un ángel… ¡Un ángel! ¿Y te nos apareces así nomás? ¿Vienes por nosotras? ¿Ya nos toca?

ANGEL
He venido a darles una noticia, pero a todos los pastores ¿En dónde está los demás?

ZULAIMA
No hay de mas… hay de menos. Andan curioseando por allá. Nosotras no porque no queremos gastar nuestros centavos.

ZAZANA
(Al ángel) Tu no entiendes de estas cosas porque  tienes alas y no necesitas andar por los caminos. ¿Qué nos ibas a anunciar?

ANGEL
¡Pastorcitas de Belén!

ZULAIMA
No somos de Belén; somos de San Miguel.

ANGEL
No me interrumpan! ¡He venido a anunciarles que ha nacido el salvador del mundo!

ZAZANA
Por ahí hubieras empezado en lugar de tanto discurso.




ZULAIMA
¡El salvador del mundo! ¿dónde? ¿cuándo? ¿cómo? ¿de quién?

ANGEL
En un establo no lejos de aquí.

ZAZANA
¿Cómo que en un establo?  Si es el salvador del mundo debería ser un rey, en un palacio.

ANGEL
Él ha querido nacer ahí. Comuniquen la buena nueva a todos los pastores y vayan a adorarlo. (Señalando al cielo) El brillo de la estrella los guiará.

ZULAIMA
Vamonos corriendo Zazana.

ZAZANA
Sí, vamos a buscar a los demás.

SALEN LAS PASTORAS Y EL ANGEL


SEGUNDO CUADRO

APARECEN LOS DIABLOS: LICOFER Y SU AYUDANTE CLOROFEL CON PASTORAS: SIRELA Y SATINA

LICOFER
¡Ah, pero qué camino tan accidentado! Estoy molido. No puedo con todo el paquete.

CLOROFEL
¿Cuál paquete Lico?

LICOFER
¿Cómo que cuál paquete?  No ves este revuelo y el gran lío que se está armando. Y esta estrellita que ya me tiene frito con su brillo.

CLOROFEL
Ah pos sí, y luego pastores que van, pastores que vienen y dicen que hasta los reyes están metidos en este barullo.

LICOFER
Pero aquí es donde Licofer muestra su maña y poder. Para despistar a los reyes, cuento con Herodes, mi amigote. Y a los pastores, tu y yo los podemos marear.

CLOROFEL
Sí, mira: aquí vienen unas pastoras.


LICOFER
(A las pastoras) Ah, pero que pastoras tan rechulas y bonitas.


SATINA
No nos hables como si fueras el lobo y nosotras Caperucita. ¡Quítate del camino que tenemos prisa!

LICOFER
Hay tiempo, hay tiempo para todo. La noche es larga y bastante fría. (Saca unas bufandas de su morral) Miren que bufandas tan finas y calientitas, para que no sientan frío.

SIRELA
No gracias; no aceptamos regalos de desconocidos.

CLOROFEL
No somos desconocidos; a mi patrón lo tienen por muy popular. No me digan que ustedes no han oido hablar del di…


LICOFER
Del día y la noche. Miren pastorcitas, si no les gustan las bufandas, tan siquiera acepten estos hermosos aretes de plata fina que les quiero regalar.


SATINA
Tampoco aretes, a ustedes no los conocemos y no queremos nada.


SIRELA
Y háganse a un lado que llevamos prisa.


LICOFER
Ah pero que timoratas me resultaron. Bueno, bueno, estoy de acuerdo que no quieran esta clase de regalos, pero un mazapán si querrán, verdad? A ver Clorofel, trae la bolsa de mazapanes y ofrece a estas lindas pastorcitas de nuestra rica variedad.

SATINA
¿Eh? ¿Mazapán dijo? ¿de qué?

CLOROFEL
(Saca la bolsa de mazapanes) Aquí tenemos para todos los gustos y de todos los tamaños: de almendra, pepita o nuez.
Pistache, piñón, cacahuate

SIRELA
A mi me encantan los mazapanes, de almendra y nuez y me enloquecen los de cacahuate.

LICOFER
Pasen, pasen, mazapanes deliciosos para nuestros todos nuestros amigos. Pastores y pastoras.

SATINA
(A Sirela) Mejor no!

CLOROFEL
¿Por qué no?
No se regalan mazapanes todos los días. Este es un manjar de elegidos.

SATINA
Sí, pero… me han dicho que tenga mucho ojo. Usted parece gran señor y luego su achichincle…

LICOFER
¡Nada de achichincle! Mi querido Clorofel, además de ser mi sobrino, es mi amigo inseparable y mi secretario particular.

SIRELA
(A Satina) Estos mazapanes se ven muy ricos pero hay algo que no me agrada…

CLOROFEL
Te estamos escuchando, ¿algo que no te agrada..?

SIRELA
Sí, algo como un extraño olorcito a….

LICOFER
¡Vamos! Un ligero olorcillo a azufre… eso es muy común en señorones como yo. Pero no te preocupes, es peor el smog.

SATINA
Mejor vámonos Sirela.

LICOFER
Vamos a ver… ¿Por qué tanta prisa? ¿A dónde van?

SIRELA
A Belén, a ver al salvador del mundo que ha nacido.

LICOFER
Eso de “salvador del mundo” está por verse. Además si es un recién nacido puede esperar, ni modo que se eche a correr. Tienen tiempo para comer sus mazapanes.

(Sirela y Satina rechazan los mazapanes y se van  tomadas del brazo)

SATINA
Otro día será, señores, ahora tenemos que seguir la estrella.

CLOROFEL
¡Uy, patrón! Estas pastoras resultaron muy rejegas. Si así son todos los pastores, no mas no podremos con ellos.

LICOFER
¡Calla musaraña! Se me está ocurriendo otro plan. Iré en busca de mi amiga Vanitas para que  nos eche la mano

(Salen los dos diablos)

TERCER CUADRO

REYES MAGOS Y DIABLOS

(Aparecen los Reyes Magos que vienen cansados)

MELCHOR
Me duele la espalda, estoy molido ¡Qué viaje tan largo!

GASPAR
Yo siento mis piernas tiesas de tanto caminar

BALTASAR
Pobre de ti que perdiste tu camello. También yo estoy muy cansado.

MELCHOR
Y la estrella que nos indicaba el camino ha desaparecido.

GASPAR
¿Qué vamos a hacer?

(Llegan Licofer y Clorofel)


¡Pero qué sorpresa! ¡Miren a quienes tenemos aquí!

CLOROFEL
¡Los Reyes Magos en persona! ¡Qué emoción!

LICOFER
¿Cómo sabes que son los Reyes Magos? ¿Los conoces?

CLOROFEL
(Emocionado y feliz)  Claro que sí. ¡Melchor, Gaspar y Baltasar! ¿Puedo pedirles un traje de Batman o del hombre araña? Este trajecito ya me aburre  (Señala su traje de diablo).

LICOFER
(Enojado) ¡Cállate! Eres un tonto; los diablos no piden nada y mucho menos juguetes. Nosotros concedemos deseos para engatusar a los humanos.

MELCHOR
Perdón, señores, ¿Quiénes son ustedes?

CLOROFEL
Somos dia….

LICOFER
(A Clorofel) ¡Cállate! (A los Reyes) Somos viajeros como ustedes.

CLOROFEL
(A Licofer) ¿Viajeros? ¿Ya no somos diablos?

LICOFER
(A Clorofel) ¡No abras la boca…! (A los reyes) ¿Hacia dónde se dirigen, nobles señores?


GASPAR
A Belén


BALTASAR
Hemos sabido que ha nacido el Salvador del mundo y venimos a adorarlo.


LICOFER
A los recién nacidos no se les adora, se les cambia los pañales y ya. Y por qué vienen a pie?

CLOROFEL
Sí, así nunca llegarán. Todavía les falta mucho camino.

MELCHOR
Mi pobre camello Jorobita mordió un matorral relleno de escorpiones y colgó los tennis.

BALTASAR
Mi elefante tomó agua de 20 charcos y creo que le dio tifoidea; también felpó.

GASPAR
Mi pobre Trueno, mi caballo, tenía la mirada vidriosa y babeaba.

LICOFER
Nos hemos encontrado en el momento justo para su buena suerte. Permítanme presentarme: Soy Licofer, señor feudal y dueño de inmensas posesiones.

CLOROFEL
Y yo soy sobrino y secretario particular de Licofer, también señor de Tizapán.

MELCHOR
Encantado

BALTASAR
Mucho gusto y ¿qué hacen por esta comarca?

LICOFER
Paseamos, nos divertimos y ayudamos a la gente.

GASPAR
¡Ah! Qué bondadosos.

MELCHOR
Pues en envista de que son tan generosos, tengan la bondad de indicarnos nuestro camino

BALTASAR
Sí, nos hemos extraviado.

GASPAR
Yo hasta mi corona perdí, ya casi ni me siento rey

CLOROFEL
(Saca una corona de su morral) ¿Acaso es esta?

GASPAR
¡Sí, qué sorpresa! ¡mi corona, ah! Mil gracias.

LICOFER
¡Andando, majestades, los conduciré hasta las puertas del palacio de Herodes!

CLOROFEL
(Sin que lo escuche Licofer le habla a Gaspar)
Gaspar, no olvides traerme aunque sea un cochecito de bomberos, un nintendo….

GASPAR
Ya veremos como te portas. Tienes que obedecer en casa

MELCHOR
Y comer bien y tomar tu leche

BALTASAR
Y sobre todo, no pelear.


LICOFER
¿Qué tanto hablan con este zoquete, majestades?

CLOROFEL
Les estoy explicando, es decir, les estoy mostrando el paisaje.

LICOFER
Bien, ese que ven allá arriba, es el palacio de mi primo Herodes. Hasta aquí llegamos. Acabo de recordar que tengo un pendiente con unas pastoras. Hasta la vista majestades.

SE VAN

CUARTO CUADRO

PASTORAS, ANGEL Y DIABLOS

ZAZANA
Sirela, Satina, Zulaima, ¡miren lo que traigo aquí (les enseña una botella o una bota de vino) Me lo dio una señora muy amable que está regalando a todos los pastores.

SIRELA
A ver, ¿qué es?

ZAZANA
Tomen un traguito, pruebenla.

SATINA
(Se lo van pasando y beben) ¡Mmmm, qué rico! Y hasta le quita a uno el frío.

ZULAIMA
Yo también quiero. ¡Qué buena está! Pero vamos andando que se nos hace tarde.

SIRELA
Espera Zulaima, disfruta de esta bebida y no seas aguafiestas.

SATINA
Sí Zatina, deja sentarnos y disfrutar de esta aguita tan rica.

(Se van poniendo contentas las pastoras y bailan. Llegan los diablos)

LICOFER
Pero qué jolgorio tan bueno nos estábamos perdiendo, mi querido Clorofel.

CLOROFEL
Sí, patron. Aquí sí que hay ambiente.

(Llega el Angel)

ANGEL
¿Qué sucede? ¿Por qué tanto alboroto? (A las pastoras) ¿por qué no han ido a Belén? (A los diablos) ¡Ah, ustedes aquí! Lo debí suponer.
Desaparezcan de mi vista.

LICOFER
¡Un momento! No tienes por qué venir a amargar nuestra alegría. Mejor quítate lo acartonado.

CLOROFEL
¡Sí, eso! Cambia tu look: quítate esas enaguas que pareces comadre. Córtate esas alas! Ja ja ja! (Las pastoras no saben qué hacer)

ANGEL
Me estoy dominando aunque todo lo que dicen es altamente ofensivo para mis oídos.
Ustedes pastoras débiles y golosas, tomen su camino y no hagan caso a estos mequetrefes. (Se acerca a ellas) Ah, pero qué aliento! Bebieron licor!

LICOFER
(Al ángel) ¡Ah, pillín! Ya se te antojó. Anda, toma, pruébalo.


ANGEL
No bebo licor

CLOROFEL
Bah, bah, no te hagas el santurrón, échate un trago; puede ser que hasta se te quite lo pálida.

ANGEL
¡Pálido¡ No confundas

CLOROFEL
Pues con esa funda y tus caireles… ja ja (Los diablos se ríen y se divierten. Las pastoras se quieren ir)

LICOFER
¡Alto ahí, pastoras! Vénganse al jolgorio! Ahorita metemos en cintura a este guerejo.

ANGEL
(Sacando su espada)! Aquí se acabo la fiesta!
Pastoras, a Belén! Y ustedes, bellacos, desaparezcan de mi vista.
(Los diablos se asustan)

LICOFER
(A Clorofel) Mejor vámonos de aquí musaraña que este güero parece que sí habla en serio. Ya otro día volveremos.

SALEN

SIGUIENTE Y ÚLTIMO CUADRO: LLEGAN LAS PASTORAS AL PESEBRE DONDE ESTÁ LA VIRGEN, SAN JOSE Y EL NIÑO DIOS.


FIN





Nuestro primer libro

Y el cuaderno de trabajo

Lorde

Lorde
lgarciaesperon@yahoo.com

Cuentalunas

Contamos con los versos de los poetas.
Con las historias de los escritores.
Con el brillo de la luna.
Con el entusiasmo de los niños.
Con la entrega de los maestros.
Con los libros.
Contamos contigo

Con la tecnología de Blogger.

Y todos nos cuentan

free counters

Páginas vistas en total

 

Diseñado por: Compartidísimo
Algunas imágenes creadas por: Scrappingmar